Isabel Ovín fue la primera química en España

Isabel intentó ir a Madrid para realizar el doctorado, pero el fallecimiento de su madre impidió que completase su formación

El Premio Príncipe de Asturias Manuel Losada Villasante fue alumno de Isabel Ovín

En este 8 de marzo, Día Internacional de la Mujer, queremos recordar a la primera mujer licenciada en química en España, Isabel Ovín Camps, que inició sus estudios en la Universidad de Sevilla en 1911.

Su ingreso en las aulas de la US tiene su origen el 8 de marzo de 1910, día en el que se aprobó una real orden por la cual las mujeres no tendrían que solicitar un permiso para matricularse en las universidades, iniciándose así el camino hacia la igualdad entre hombres y mujeres en el acceso a la enseñanza superior. Además, ese mismo año otra real orden recogía que “la posesión de los diversos títulos académicos habilitará a la mujer para el ejercicio de cuantas profesiones tengan relación con el Ministerio de Instrucción Pública”, al tiempo que se permitía a las licenciadas presentarse a las oposiciones que convocase el citado Ministerio para ser profesoras de instituto, universidad o trabajar en bibliotecas o archivos”.

En este contexto, la carmonense Isabel Ovín Camps se matriculó en 1911 en Ciencias, sección de Química, llegando a ser la primera mujer licenciada en España en 1917. Trató de ir a Madrid para realizar el doctorado, pero el fallecimiento de su madre impidió que completase su formación, al carecer de medios económicos, por lo que se dedicó a la enseñanza durante toda su vida.

Fue una mujer de extraordinaria inteligencia, disciplinada y de una constancia admirable. Entre sus actividades más reseñables cabe destacar su designación como concejal del Ayuntamiento de Carmona entre 1927 a 1929, formando parte de la Comisión de Instrucción Pública Municipal; directora del Instituto Murillo de 1941 a 1945 y recibió la Cruz de Alfonso X el Sabio del Ministerio de Educación Nacional en 1954.

No obstante, su mayor satisfacción fue ver que su alumno Manuel Losada Villasante se convirtiera en un excelente científico que obtendría el Premio Príncipe de Asturias de Investigación Científica y Técnica en 1995.

La figura de Isabel Ovín permanece activa en la asociación que se creó con su nombre en Carmona en el año 1997 con el objetivo de mejorar la calidad de vida de las mujeres.

La mayor satisfacción de Isabel Ovín fue ver que su alumno Manuel Losada Villasante se convirtiera en un excelente científico, que actualmente da nombre a un centro de investigación de la US